Territorio de Coahuila y Texas

Territorio de Coahuila y Texas

Ciudad Acuña, Coahuila, México | 14/11/2019


Banner Amistad Industrial Developers Banner Bank and Trust mobile and text banking

Noticias relacionadas


Noticias recientes


Obama promete combatir el derrame petrolero "con todo lo que tengamos a mano"

Pide al pueblo americano acelerar transición hacia una economía limpia

Por Stephen Kaufman
Redactor

Washington – El presidente Obama le dijo al pueblo estadounidense que su administración combatirá el derrame petrolero del Golfo de México “con todo lo que tengamos a mano y por el tiempo que sea necesario”, y que indicará a los ejecutivos de BP que asignen dinero para un fondo de compensación que sea administrado de manera independiente para las empresas y trabajadores que han resultado perjudicados por el derrame. Asimismo, Obama instó a los estadounidenses a acelerar la transición del país hacia una economía de energía limpia.


Al pronunciar su discurso por televisión desde la Casa Blanca el 15 de junio en horario de máxima audiencia, Obama dijo que el derrame, causado por una explosión en una plataforma petrolera el 20 de abril, ya es “el peor desastre ambiental que Estados Unidos ha enfrentado jamás”, con una cifra estimada entre 30.000 y 65.000 barriles de petróleo al día que continúan fluyendo de la ruptura de la perforación de un pozo ubicado a más de un kilómetro y medio de la superficie del océano.

“Ya que nunca ha habido un derrame de esta magnitud a esta profundidad, taponarlo ha puesto a prueba los límites de la tecnología humana”, señaló Obama. Se ha indicado a la compañía BP que movilice equipo y tecnología adicionales, que Obama indicó deben captar hasta 90 por ciento del petróleo derramado. Pero no se espera que el derrame se detenga completamente hasta que la compañía termine de perforar un pozo auxiliar posteriormente en el verano.

El presidente comparó el desastre con “una epidemia… contra la que vamos a tener que luchar durante meses y tal vez años”, pero dijo a los estadounidenses: “[...] vamos a luchar contra este derrame con todo lo que tengamos a mano y por el tiempo que sea necesario. Haremos que BP pague por la destrucción causada por su compañía. Y haremos lo que sea necesario para ayudar a la Costa del Golfo y a su gente a recuperarse de esta tragedia”.

Obama pidió a BP que asigne fondos para compensar a trabajadores y propietarios de empresas que han resultado perjudicados por el derrame. El fondo, explicó, será administrado por una tercera parte independiente. Después de que el presidente se reunió con ejecutivos de BP en la Casa Blanca el 16 de junio, anunció que la compañía acordó en crear una cuenta de depósito por 20.000 millones de dólares destinada a reclamos por daños. El fondo será administrado por Kenneth Feinberg, un abogado que supervisó la compensación para las víctimas de los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001.

Obama explicó el 16 de junio que los 20.000 millones de dólares “no son un tope” y que no sustituirá los derechos de individuos o estados de presentar reclamos en un tribunal. La compañía seguirá siendo responsable por el desastre ambiental que causó, y el presidente anunció que BP acordó, de forma voluntaria, establecer un fondo de 100 millones de dólares para compensar a trabajadores petroleros que están siendo afectados por el cierre de otras plataformas petroleras ubicadas en aguas profundas del golfo.

“Y estoy totalmente seguro de que BP podrá cumplir con sus obligaciones con la Costa del Golfo y con el pueblo estadounidense. BP es una compañía sólida y viable, y nos conviene a todos que siga siéndolo. Así que esto se trata de responsabilidad. Al final de cuentas, eso es lo que todo estadounidense desea y espera”, declaró el presidente el 16 de junio.

La lección más grande del derrame petrolero del golfo, indicó Obama en su discurso del 15 de junio, es que existe un riesgo mayor en la perforación petrolera a medida que menos tierras y pozos poco profundos estén disponibles. Además, se debe tener una mayor conciencia de que el petróleo es un recurso finito, agregó.

“Durante décadas hemos dicho una y otra vez que Estados Unidos necesita acabar con su adicción de todo un siglo a los hidrocarburos. Y durante décadas, no hemos logrado actuar con la urgencia necesaria para enfrentar este reto. Una y otra vez, los cabilderos de la industria petrolera y también la falta de franqueza y valentía política han impedido que siguiéramos avanzando”, expresó Obama el 15 de junio.

La tragedia del golfo “es el recordatorio más doloroso y convincente de que ahora es el momento de optar por un futuro basado en la energía limpia”, señaló. “Ahora es el momento de que esta generación emprenda la misión nacional de dar rienda suelta a la innovación de Estados Unidos y tomar control de nuestro propio destino”.

La transición hacia una economía de energía limpia tomará tiempo, pero si se acelera, “tiene el potencial de hacer que nuestra economía crezca y de crear millones de trabajos”, expresó Obama, al instar a los estadounidenses a unirse en la búsqueda de fuentes de energía sostenibles e independientes.

“[...] no podemos darnos el lujo de no cambiar cómo producimos y utilizamos energía, porque los costos a largo plazo para nuestra economía, nuestra seguridad nacional y nuestro medio ambiente son mucho mayores”, advirtió Obama.

PROPUESTA DE AYUDA INTERNACIONAL CONTINÚAN

El portavoz del Departamento de Estado P. J. Crowley emitió una nota de prensa el 14 de junio en que lista 17 países que han ofrecido ayuda a medida que los esfuerzos de contención y limpieza continúan en el golfo. El 15 de junio, esa cifra aumentó a 18 naciones cuando Qatar ofreció una barrera de contención, indicó Crowley en la sesión informativa diaria, al agregar que la Organización Marítima Internacional (OMI) ha identificado también recursos de contención en Alemania, Bélgica, Canadá, China, España, Francia, Israel, Kenia, Noruega y Túnez.

“Hasta el momento hemos aceptado cuatro propuestas de ayuda de Canadá, Holanda, México y Noruega”, indicó Crowley el 15 de junio, al igual que BP también ha recibido equipo y apoyo técnico de todo el mundo.

Crowley explicó que la mayoría de las propuestas de ayuda presentadas a Estados Unidos son para vender suministros, y en algunos casos, la administración Obama ha dejado las mejores propuestas en suspenso debido a su necesidad de confirmar primero si hay disponibles recursos nacionales y comparar el precio del material con los indicadores del mercado libre.

(Distribuido por la Oficina de Programas de Información Internacional del Departamento de Estado de Estados Unidos. Sitio en la Web: http://www.america.gov/esp ) **********



Derechos Reservados 2018. Ramiro Gómez Caldera